Abuso de drogas y sustancias: Conozca las consecuencias sociales y de salud

agosto 11, 2021

El propósito de usar una droga lleva a la determinación de si se está abusando de ella. La mayoría de las drogas afectan el estado mental de un individuo sólo para la gratificación. los medicamentos son sustancias químicas destinadas a controlar y tratar la infección o enfermedad de un individuo. En el mundo actual, tanto los ancianos como los jóvenes abusan de diversas drogas. También se abusa del alcohol y otras sustancias, y eso conduce a la adicción y la amenaza para la sociedad.

La generación más joven es la víctima más vulnerable y significativa del uso indebido de drogas. El uso indebido de drogas es un problema mundial que debe abordarse, y sus remedios prácticos y permanentes tratan de salvar a los jóvenes enérgicos que a nivel mundial se han hundido en la reserva del uso indebido de drogas. Los efectos del abuso de drogas son sentidos por casi todos los individuos de la sociedad, incluso por el gobierno, debido a las crecientes tasas de delincuencia asociadas con el abuso de drogas y sustancias. Este artículo discute sobre abuso de la droga y de sustancia, los efectos, la gerencia, y el tratamiento.

Efectos del abuso de drogas y sustancias

Las drogas y el abuso de sustancias en la sociedad estadounidense han causado la caída en la salud general de la mayoría de las personas. Los efectos del abuso de drogas en la vida de un individuo incluyen complicaciones de salud, problemas sociales y sociales. El impacto depende de la frecuencia, la duración y el tipo de abuso de drogas. Basado en la individualidad, puede afectar el estado de salud de un individuo, lo que afecta la productividad de la persona en la sociedad.

El uso indebido de drogas afecta el rendimiento académico de los estudiantes en las escuelas en todos los niveles. Conduce a una baja concentración en los académicos, lo que a menudo resulta en la disminución de las calificaciones del alumno. Además, los estudiantes comenzaron a perder interés en estudiar, abandonando así la escuela. Además, el abuso de drogas generalmente debilita el desarrollo cognitivo y los problemas de memoria, lo que interrumpe la progresión académica. Del mismo modo, afecta a la cohesión familiar que desempeña un papel en la mejora del rendimiento. Con la cohesión familiar interrumpida, el estudiante carece de apoyo firme.

El abuso de drogas afecta la vida del individuo. Las personas con adicción tienen numerosos problemas de salud dentro de los órganos principales del cuerpo, como enfermedades cardíacas y pulmonares, condiciones de salud mental e incluso cáncer. Los estudios muestran que el uso de drogas a largo plazo tiene enormes daños, especialmente cuando la sangre está siendo examinada o cualquier otra exploración de imágenes realizadas es evidente a tales efectos. Además, los problemas con la toma de decisiones, los recuerdos y la atención a menudo hacen que la vida diaria sea más difícil.

Además, el uso indebido de drogas y el abuso de sustancias tienen graves efectos en las familias de las víctimas. La exposición a una familia dividida por el consumo de drogas causa negligencia física y afecta la seguridad de los niños. Además, los niños pueden volverse más emocionales y mentalmente inestables, haciéndolos desarrollar una culpa extrema que puede resultar en la auto-culpa causada por el abuso de drogas de los padres. Además, los conflictos familiares surgen debido al abuso mental y el abandono físico. Del mismo modo, el abuso de drogas conduce a separaciones familiares, divorcios y, en la mayoría de los casos, los niños son separados de sus padres consumidores de drogas por las autoridades sanitarias.

El abuso de drogas se asocia con numerosos comportamientos de riesgo, como compartir objetos punzantes antihigiénicos y tener relaciones sexuales sin protección. Los comportamientos de riesgo pueden conducir a la exposición a condiciones que podrían debilitar el sistema inmunológico del individuo, aumentando la probabilidad de ser infectado con enfermedades infecciosas. La mayoría de las drogas que contribuyen al abuso y la dependencia incluyen cocaína, heroína, marihuana y medicamentos recetados como los opioides.

Además, el uso indebido de drogas puede conducir a una disminución gradual de la población en todo el país. Hay más muertes relacionadas con el abuso de drogas y sustancias; además, varias enfermedades y discapacidades son el resultado del abuso de drogas y sustancias. Sin embargo, el número de hombres que abusan de las drogas ilícitas es mayor en comparación con el número de mujeres; las mujeres pueden ser propensas a la adicción que puede afectar a su fertilidad. Esto implica un debilitamiento del sistema reproductivo que conduce a más mortinatos y abortos espontáneos que los nacidos vivos debido al impacto y las complicaciones del uso indebido de drogas en los embarazos.

El abuso de drogas afecta la economía del país al crear una baja participación laboral, especialmente los jóvenes. Las dificultades para concentrarse en varios empleos reducen la economía, ya que la mayoría de las personas no tienen tiempo para trabajar de manera responsable. En su lugar, optan por dedicar tiempo solo a las drogas. Además, se asigna más dinero al tratamiento de los toxicómanos, especialmente cuando son admitidos en centros de rehabilitación; de tal modo otros varios sectores de la economía así como desarrollo social.

El uso indebido de drogas y sustancias está vinculado a la delincuencia y es una amenaza para la sociedad civil. La distribución, posesión o consumo ilegales de drogas prohibidas constituyen delitos en la mayoría de los países. Los consumidores de drogas tienden a estar involucrados en actividades criminales para adquirir el dinero necesario para comprar drogas. Además, el uso indebido de drogas aumenta la probabilidad de numerosas actividades delictivas. Por ejemplo, los clientes de drogas pueden querer financiar sus adicciones a través del robo o la prostitución.

Además, el uso indebido de drogas estimula los problemas sociales. Por ejemplo, los consumidores de drogas suelen ser propensos a la violencia con sus familiares y con toda la sociedad. También tienden a tener la vida llena de estrés debido a la adicción a las drogas. Todo esto ejerce una enorme presión sobre aspectos esenciales de la sociedad, como la atención sanitaria, el empleo y el entorno laboral.

Gestión del uso indebido de drogas

La gestión del uso indebido de drogas es responsabilidad de la comunidad. Se han puesto en marcha diversas medidas para gestionar, frenar, mitigar y tratar el desafío del uso indebido de drogas en la sociedad. La desintoxicación se utiliza generalmente para eliminar sustancias del cuerpo y limitar las reacciones de abstinencia. Los gobiernos, las organizaciones no gubernamentales y otros organismos pueden ayudar significativamente a frenar el flujo de uso indebido de drogas mediante programas diseñados. Todo este personal puede ser utilizado como una estrategia para reducir la disponibilidad de drogas ilícitas. Pueden concentrarse principalmente en controlar la producción y distribución de drogas para prevenir la desviación hacia fines recreativos.

Además, la restricción o regulación de las sustancias disponibles ayudará a reducir la velocidad a la que se consumen o distribuyen las drogas dentro de la sociedad. Esto se puede hacer a través de un aumento de los impuestos sobre las drogas, ya sean legales o ilegales. Además, cerrar todas las tiendas que venden drogas ilícitas y arrestar a aquellos involucrados en negocios ilegales, ya sea legal o ilegalmente.

El control parental es muy crucial para el tratamiento y la prevención de las drogas. Se pueden mejorar varias habilidades con capacitación sobre la configuración de reglas, como diferentes técnicas que supervisan las actividades. Elogiando los comportamientos apropiados, se puede aplicar una disciplina moderada y consistente para definir las reglas y regulaciones familiares.

Tratamiento del abuso de drogas

El tratamiento de las víctimas del uso indebido de drogas en la mayoría de los países es una terapia de procedimiento y requiere el compromiso de la víctima. El/la agresor/a debe estar listo y dispuesto a ser asistido a través de terapias secuenciales. En los programas de tratamiento, el asesoramiento es la columna vertebral. Los drogadictos son llevados a través de un programa de concientización de asesoramiento para crear conciencia de sí mismos.

La adicción a sustancias es una condición crónica que implica el uso compulsivo de drogas y alcohol. Las personas que son adictas a las sustancias pueden consumir drogas a pesar de los posibles problemas graves. El tratamiento de la adicción puede ser complejo, sin embargo, abordar estos problemas ha sido útil para muchas personas en la recuperación de enfermedades por consumo de sustancias. Además, la adicción es tratable a pesar de que es una condición compleja y crónica. El tratamiento es más efectivo, especialmente cuando es individualizado, ya que está diseñado para abordar aspectos psicológicos, emocionales y médicos específicos o cualquier otro aspecto relacionado del individuo. Además, el tratamiento de la adicción implica una serie de intervenciones para ayudar a las personas a dejar de consumir drogas y mejorar sus vidas en la familia, el lugar de trabajo y en la comunidad.

Los centros de rehabilitación proporcionan tratamientos para la adicción a sustancias. La terapia puede ser a corto o largo plazo, hospitalaria o ambulatoria, sin embargo, se ha demostrado que es efectiva. Consiste en una fusión personalizada de terapias para la recuperación de adicciones. Los toxicómanos a menudo se someten a procesos destinados a ayudar a las personas a lograr una mayor función, independencia y mejor calidad de vida. Además, el tratamiento de rehabilitación ayuda a restaurar el funcionamiento óptimo, la salud y el bienestar general de las personas, pero no revierte el daño causado por las complicaciones del abuso de drogas y sustancias.

La terapia familiar ayuda a la familia a entender los problemas y tratar de evitar un mayor consumo de drogas. Además, la familia puede ayudar significativamente en la recuperación de un miembro que lucha con la adicción o cualquier enfermedad debido al abuso de drogas. Además, la terapia familiar puede apoyar a las personas dentro de la familia y aumentar su salud y sus posibilidades de recuperación. Con el apoyo firme de la familia, este método de tratamiento también ha demostrado ser eficaz.

En conclusión, la lucha contra el uso indebido de drogas y sustancias debe declararse una guerra mundial. La lucha contra el uso indebido de drogas y sustancias ayudará a dar forma a la generación futura; promover la salud de las personas en todos los aspectos; social, mental, física y espiritualmente. Por lo tanto, la gestión y el tratamiento del uso indebido de drogas y sustancias conducirán a un importante desarrollo personal y nacional.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.